La ciencia explica por qué el viaje de regreso se siente más corto

Al volver, las cosas cambian, pues el sentimiento que acompaña a los viajeros es el de pesimismo. Otra vez, las expectativas los hacen pensar que regresar será aburrido, largo y agotador. Cuando se recuerda el viaje, entonces se siente el “efecto viaje de regreso”, independientemente de si se tomó o no el mismo camino.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies